-NO TE PREGUNTES SI ERES FELIZ, PREGÚNTATE SI HACES FELICES A QUIENES TE RODEAN.

lunes, 18 de diciembre de 2017



-Toda discusión tiene tres puntos de vista, el tuyo, el mío y la verdad.

jueves, 14 de diciembre de 2017

Me equivoqué de siglo

He llegado tarde lo sé.

Las cosas han cambiado muy rápido y yo no progreso adecuadamente. (NM necesita mejorar).
Antes era suficiente una pelota a medio hinchar, un bolígrafo Bic y un puñado de arroz para dispararle en el cogote al pipiolo de turno o un tacón de zapato para jugar al taco y ganarte un cromo de la colección de los panecillos Bimbo. Para el segundo trimestre una goma y pelotillas y una chapa de Fanta contrapesada con plastilina.

Me he quedado fuera de cacho. Ahora he crecido, y para divertirme me dicen que tengo que adquirir un fin de semana en un hotel con encanto, si no tiene encanto seguro que es un coñazo.

Las agencias te ofertan el plan de tu vida, una noche en un hotel de 5 estrellas de capa caída (las estrellas y el hotel) que al estar “fuera de temporada" hacen un 70% de descuento y por 70 euros, ¡ofertón! retozas en una cama encantadora, con una encantadora nevera y una encantadora vista a un "páramo protegido" (Léase puto páramo) que incluye un completísimo desayuno "buffet" (mierda de palabra) que no tiene porras, mira que me jode.
.
El hotel incluye una sesión de espá, -ni zorra si se escribe así- un recipiente a medio camino entre bañera y piscina donde compartir miasmas con tres señoras normalmente obesas, y quizás obsesión mía en mis pesadillas nocturnas, rebozadas en grasientos ungüentos que flotan en la superficie acercándose repugnantemente. No olvides el estúpido gorro por si algún pelo débil de tu cabeza cae no se acerque de ninguna manera a las orondas señoras como su grasa a tí.

Si el presupuesto no llega para tan egregio hotel, baste con un masaje de barro, ¡si, si, el barro de la calle tras un día de lluvia o el que te puedas encontrar en un descampado! O, dependiendo de tu dolencia, un masaje con miel y esencia de jengibre que el meritorio te pringa (unge) y promete como la solución definitiva para tu estrés, tu incontinencia urinaria o tu acné propiamente dicho, lo mismo da.

La era del frikismo, otra palabreja que nos han encalomado y nosotros que somos receptivos hemos aceptado.

La era de las Blackberry, los Iphone, las cámaras de miles de megapixels que cada año le añaden mil más pero siempre se ve lo mismo. Crema solar de factores del 10 al 100 dependiendo de la costa en la que estés o el ph de tu pellejo. Champú al huevo, de Mentol Factor Extremo, o incluso de “For men”, que no vale para la woman ni de coña.
.
Pócimas con baba de caracol o con placenta de camella que corres el peligro de que te quedes ciego si te lo untas, pero como te pillan receptivo accedes.
La era de la comida de diseño, mejor que llenarte el plato por 10 euros y perola al lado por si repites, te ponen un gajo carne en el centro con un etéreo de boletus en su base, te pintan el resto del plato con pintura comestible y lo disfrutas por 30, el diseño digo. Y nosotros que somos receptivos....
Yo no debo de ser gilipollas sino lo siguiente, me sale una vida redonda con una bici o una suela, un día de sol o lluvia, embrutecerlo con un par de huevos fritos con patatas en el bar del pueblo y rematarlo con un codo en una barra y mi compañera enfrente dándome charla.
.
Y si es un día especial, igual hasta nos vamos a dormir a una pensión, con piso de loseta, un armario sin percha que no se le cierra la puerta, en un pueblo sin encanto y con dos camas de 80.
¡Y que no me lo quiten, que por ello mato!
Al de la foto le han dicho que eso es bueno para la sinusitis...y como es receptivo...
Es para explicar si eso porqué me equivoqué de siglo.

sábado, 9 de diciembre de 2017



-Nunca des explicaciones, los amigos no las necesitan, los enemigos no las creen.

lunes, 4 de diciembre de 2017

¿Tu mejor amigo un hombre o una mujer?

Encontrado en la revista Quo, dice bastante del carácter entre las "amigas" y los "colegas."

Una mujer le dice a su marido que ha pasado la noche con una amiga. Inmediatamente el hombre coge el listín y va llamando a las 10 mejores amigas de su mujer y les pregunta si han estado con ella. Ninguna sabe nada del asunto.

Al día siguiente el hombre le dice a su mujer que ha pasado la noche con un amigo. La mujer va llamando casa por casa a los 10 mejores amigos de su marido y les pregunta si han pasado la noche con él. Ocho contestan que así es, que ha estado toda la noche con ellos. Los otros dos aseguran que también, pero incluso juran que en ese mismo momento sigue allí.

¿Porqué la reacción es tan distinta entre hombres y mujeres?

Eso no me lo he leido todavía.....

lunes, 27 de noviembre de 2017



-Nunca mires a nadie por encima del hombro, a no ser que le estés ayudando a levantarse.

miércoles, 22 de noviembre de 2017

LA "INVERNAL" ERA DE LAS REDES SOCIALES


Se acabó la partida de tute con la copa Chinchón al lado en mi querido y mugriento bar con dos mirones por encima de nuestro hombro dándonos codazos si no echábamos la carta adecuada. Se acabó.
Mi compañero ya echa esas partidas por internet.  Incluso me ha invitado a ser su pareja virtual y jugar contra no sé quien, uno que tiene un nick como “Vengador” o “Lustroso”, no recuerdo, una estupidez.

Se acabó la cita con mi gran amigo en ese bis a bis que tan lejos nos llevaba compartiendo en un también mugriento banco del parque que nos pillaba a mitad de camino de su casa y la mía ese viaje recién terminado, ese disgusto que le ha dado su hijo adolescente, ese mal momento que está pasando..... se acabó.
Ahora mi amigo me manda un wasab para decirme que está jodido, que está triste, que está alegre, que es feliz, acompañado de unas estúpidas caritas parecidas a unos huevos fritos.
-¿Juan.... nos vemos y me lo cuentas?
-No puedo Ignacio, ando justo de tiempo, luego te mando un email y te lo explico más detenidamente.
Buff…No puedo dejar de pensar que no me apetece leer sus letras en una pantalla acompañadas de esas puñeteras caritas de solecitos tristes y estúpidos monos tapándose los ojos, no puedo dejar de pensar que quiero que me lo diga a voz, como siempre joder, mirándonos ¡Coño como hemos hecho desde niños en esos “benditos bares” que ahora reivindica la bebida negra!

El otro día quedé con mis amigos de toda la vida, con los que quedaba en la cafetería Riofrío de Colón mientras hacíamos pellas, con los que quedaba a "no hacer nada" solo a estar juntos. Con los que quedaba a mirarnos, o a mirar al aire, que más daba, oía su respiración junto a mí. 
No es habitual, pero ese día sucedió. 
Nuestras mujeres de viaje de solteras, estábamos de Rodriguez y decidimos hacernos una barbacoa. Éramos cinco. La barbacoa terminó. Estaba riquísima. 
Llegó la hora de la sobremesa, de la charla, de las risas, de las gracias sobre nuestra condición de Rodriguez o... sobre lo que fuera. No fue así. A los 10 minutos mis cuatro amigos sostenían cada uno un celular en su mano ¿chateaban, buscaban en Internet? no lo sé….tenía sueño, quería madrugar para salir en bici y mis amigos charlaban con sus celulares o igual tan solo estaban viendo los últimos avisos del facebook......me despedí, y triste me fui a dormir. Esa noche no había charla, ni risas, ni bromas. Esa noche tocaba charlar con el celular.

Antes, "tenía" que salir todas las mañanas de un sábado con mi bicicleta para poder ver a mis amigos, para cuando llegara el llano sincerarse conmigo, sincerarme con ellos… me encantaba ¡que tiempos! Ya no es necesario madrugar, desplazarte a un punto a compartir una mañana con ellos. Ahora tenemos un grupo abierto en Facebook, y poquito a poquito, como de rondón, a todos, sin saber porqué ni como, nos han ido surgiendo espontáneas obligaciones para el sábado por la mañana y ya a nadie nos queda tiempo para compartir una mañana juntos ¿Para qué? ¡Ya nos vemos en Facebook y nos contamos lo que sea!... Es que ando fatal de tiempo.

Como leí en un chiste de los que corren por esa maldita a veces red social:

¿No tienes tiempo de echar un par de horas conmigo? ¿Y si no tienes tiempo como coño has llegado al nivel 250 del Candy Crush?
  
Me quedo obsoleto, lo sé, pero mi celular no vendrá a ningún lugar conmigo cuando esté contigo. Si salgo contigo, es para estar contigo, escucharte, mirarte, ver que me dicen tus gestos, ¿Alegría? ¿Decepción? ¿Estás enfadado conmigo? Disfrutar de esa espontánea charla no escrita y revisada antes tres veces por Word y mandándome “caritas” para que interprete tu estado de ánimo. ¡Vaya mierda!

Me gustaría que mi sentimiento fuera bidireccional, que tu celular no interrumpiese lo que trato de contarte, lo que necesito explicarte sin darle al corrector. Que no me digas: disculpa Ignacio que me llama mi mujer en seguida estoy contigo. ¡Joder!, a tu mujer la ves todos los días, incluso de vez en cuando te acuestas con ella, conmigo no… ¡Ya, pero a lo mejor es importante! Ya…..yo pensé, como antes, yo también soy importante.... o lo era.

Ya hace tiempo que no comparto una larga charla, un largo paseo, una encadenada cerveza tras cerveza en nuestro bar, ni siquiera una marcha por la sierra sin que suene un puto celular a romper mi mañana, mi magia, tu compañía y alguien me diga: Espera Ignacio que me llaman…..a lo mejor es importante.

Puto Facebook, puto email, puto wasab y puta falta de discriminación de lo que hay que saber hacer en cada momento.

Cuando estés conmigo no te interrumpirá mi celular porque no es que lo lleve en silencio. Es que no lo llevo. ¿Para qué? El próximo rato es para ti.
Se nos ha ido de las manos. Lo peor no es esto, es que lo sabemos, pero no podemos o no queremos evitarlo. La tecnología ha terminado con el calor de "tú y yo"....nadie más.